Relativo a las antenas de televisión

Estos dispositivos son claves al momento de instalar un televisor. Las hay de varios tipos, por lo que no es apropiado decir que una es mejor que otra, sino que sencillamente una se adapta mejor a nuestra situación o caso particular. Dependiendo de cuantas emisoras quieras recibir o cual sea tu ubicación geográfica, deberás escoger entre una u otra. Aunque la variedad sea amplia, hay un bagaje de antenas consideradas como las más comunes o propensas a ser conseguidas en alguna tienda, entre ellas figuran:

Antenas por panel

Son comprendidas por 4 dipolos agrupados de forma vertical con un reflector. Son muy funcionales para captar señal de emisores o satélites en la cercanía. Por diseño, es bastante práctica para exteriores pues no sufre daños ni problemas de movilidad con el viento. Suele tener una ganancia que oscila los 12 Db.

Antenas de ganancia superior o muy alta

Las antenas de alta ganancia suelen ser bastante variadas en diseño, sobre todo dependiendo del fabricante, pero sin importar quien sea, tienen en común precisamente su alta capacidad directiva cuando queramos captar una emisora televisiva determinada, a lo cual nos ayudara con los problemas de baja señal o interferencia. Estas antenas deben ser evaluadas considerando la ganancia necesaria para nuestra ubicación, aunque a mayor ganancia, suele ser mayor el tamaño.

Antenas de interior

Esta es la opción ideal para zonas con buena receptividad de señal. Mientras las TDT se van reduciendo en tamaño progresivamente, se vuelven más transportables y manipulables; incluso algunas pasan desapercibidas en la habitación, sin destacar como una antena en sí. Destacamos la nota de tener una zona con buena receptividad, ya que en potencia estas antenas jamás superaran a una antena grande de tejado, además de que es imposible utilizar las antenas de interior sin amplificación alguna.

Antenas de tipo especial

Estas antenas atienden necesidades muy concretas. Un ejemplo claro son las caravanas que por algún motivo necesitan una antena de televisión. Esta antena estaría a la mitad de una antena interior y una exterior, puesto a que se pueden colocar como una antena de tejado, pero con amplificador de señal incluido. Estas antenas suelen tener usos bastante experimentales para los curiosos de la tecnología, sin necesidad de manipular una antena de tamaño muy considerable, pero sin la mezquindad de potencia de las antenas interiores o portátiles.

Como resumen de los tipos de antenas, hay que recordar que a mayor tamaño y capacidad de ganancia, mejor señal tendremos. Por el contrario, cuanto más pequeña sea una antena, más problemas tendrá para recopilar una buena ganancia. Solo para situaciones concretas, podremos conectar dos antenas diferentes apiladas en un solo sitio para adquirir mayor ganancia en señal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *